ADELGAZA CON AJO

El ajo, perteneciente a la familia de las Liliaceae, es originario de Asia central, posiblemente de Kirguisia, pero se cultiva desde antiguo en la cuenca mediterránea y actualmente en las zonas templadas de todo el mundo.

Es una planta herbácea vivaz, debido a su bulbo o cabeza, compuesto por una decena de dientes envueltos en una membrana blanca y sedosa, dispuestos circularmente alrededor del tallo radicular. El tallo tiene unos 40 cm de altura y es cilíndrico planas y acanaladas por el envés.

Las flores son blancas o rosadas, y se agrupan en una umbela terminal, que se cierra posteriormente en una cápsula con una punta muy larga.

Contiene azúcares reducidos, fructosanos, aceite esencial (bisulfuro de alilo, trisulfuro de alilo, tetrasulfuro de aillo, bisulfuro de alilpropilo, alilvinilsulfóxido, polisulfu-ros alquílicos y sulfuro de divinilo), mono, di,tri y poli-sulfuros (aliína o sulfóxido de alilcisteína), trisulfuro de metilalilo, cicloaliínas, metilaliínas, garlicina y alisina, y vitaminas A, B y C.

La aliína es un aminoácido sulfurado sin olor, que en contacto con el aire por oxidación y por la enzima aliinasa se transforma en alicina, la responsable de su olor característico.

UTILIZACIÓN GENERAL DEL AJO:

El ajo puede emplearse en el tratamiento de diversas infecciones micóticas, víricas y bacterianas. Se ha demostrado que es eficaz frente al estafilococo, el estreptococo, la Echerichia coli, la Salmonella, el germen causal del cólera, el Helicobacter pylori, la Candida albicans y otros microorganismos.

El ajo también ayuda a prevenir la enfermedad coronaria y los accidentes vasculares cerebrales. Estudios actuales demuestran que puede mejorar la función inmunitaria y ayudar en la prevención del cáncer. Para que sea beneficioso en trastornos crónicos, el ajo debe emplearse cada día durante un largo período

Si desea perder peso, el ajo puede convertirse, también, en un buen aliado, pero ahora la pregunta es ¿Cómo?

AJO PARA ADELGAZAR:

Ajo para adelgazar #1: Pelar un diente crudo y partirlo en varios pedazos. Tragarlo con un vaso de agua como si fuera un medicamento (Es decir, sin masticarlo) en ayunas. Este receta tiene la virtud añadida que te puede ayudar a combatir el colesterol y la presión arterial alta.

Ajo para adelgazar #2: Hervir 3 tazas de agua y, al llegar al punto de ebullición, verter 3 dientes de ajos previamente pelados y picados y 1 cucharada de canela en polvo. Dejar que se refresque y tomar a lo largo de día.

Ajo para adelgazar #3: Verter 1 diente de ajo crudo y picado en una taza de agua que esté hirviendo Tapar y dejar refrescar. Añadir el zumo de un limón y tomar en ayunas

PRECAUCIONES:

El ajo puede ser muy irritante para el sistema digestivo. Una ingesta excesiva (habitualmente más de 5 dientes de ajo al día) puede causar distensión, exceso de meteorismo, dolores abdominales, diarrea e incluso lesión de los glóbulos rojos.

El ajo viaja a través de los pulmones y el torrente circulatorio, dando un intenso olor al aliento, la piel y la transpiración. El olor puede estar presente entre 4 y 18 horas. Una forma de contrarrestar este olor consiste en consumir perejil.

109 Comments

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.